CDF HELMANTICO 2-1 UD SUR B

Galería de Imágenes

Continuamos en racha

 

Un error sólo se puede corregir cuando se reconoce haberlo cometido. Todo lo que no sea así, será imposible de rectificar. Si no somos capaces de ver lo que hacemos mal, si nos empecinamos en creer que todas nuestras acciones son buenas pesar de las correcciones, de las puntualizaciones que se realizan, el camino sólo puede llevar a estamparse contra una pared.-

Durante todos los años que llevo entrenando, que son algunos, siempre he ido aprendiendo un poco y una de las cosas aprendidas, es que a pesar de que siempre debes pensar en la individualidad, por encima de ella ha de estar la colectividad. Por eso esto se llama equipo.- Y eso no lo voy a negociar.-

Bueno, tras esta pequeña reflexión daré paso a la primera crónica del año. Continuamos en racha. Hoy vencimos, no sin sufrir mucho, al Sur de Valladolid. Un equipo que juega y que quiere jugar al fútbol, fiel a los principios marcados por su entrenador y que no abandonan en ninguna fase del partido.

Aunque cierto es que por ocasiones, la victoria puede considerarse justa, por el juego visto, un empate tampoco hubiera desmerecido el encuentro. Verdad es que en la primera parte pudimos haber sentenciado el partido. Se marraron oportunidades muy claras y eso nos pudo pasar factura. El Sur tuvo dos, una la aprovechó su hábil delantero centro, y la otra se fue fuera por poco. Nosotros cometimos demasiadas imprecisiones en los pases y en muchas ocasiones nos cerramos en hacer las cosas más difíciles de los que en realidad son. Tardamos en soltar la bola, nos cuesta darla de cara y cuando lo hacemos es debido a la presión del rival, y claro, el pase no es todo lo preciso que debiera, no entramos al remate y a veces huimos de la pelea por la posesión del balón. Falta de concentración en fases del partido que condenan nuestros buenos momentos.-

En la segunda parte, el dominio y los acercamientos a portería fueron más alternos. También dispusimos de ocasiones clarísimas, pero errores en la toma de decisiones hicieron que las mismas se fueran al traste. No obstante, en una de ellas, Enrique remata de cabeza al larguero y Aarón, atento al rechace, pone el 2-1 en el marcador, allá por el minuto 80.

Toca sufrir, y la verdad que sabemos hacerlo, quizás dejamos mucho el balón al rival y nos olvidamos de él, pero aguantamos bien. Al final, los tres puntos se quedaron en casa y nos permiten mirar hacia el futuro de otra forma, aunque hay que seguir trabajando, pues aún queda mucho por delante.-

Al Sur agradecerle su propuesta y desearle mucha suerte para el resto de la temporada. El buen trabajo al final tiene su premio. Puede costar encontrarlo, pero al final llega.

Volver